Usó estado recursos en obras “infladas” para escuelas de Baja California

Trabajadores de la educación están varados en medio de una crisis financiera y reclamando al Gobierno del Estado de Baja California la falta de cumplimiento de sus compromisos, pero en el 2016 la situación era distinta, pues el dinero para las escuelas se derrochó. Aulas y baños con costos parecidos a los de una residencia en un fraccionamiento exclusivo de la entidad, son parte de lo que se presupuestó para utilizar el recurso federal destinado a este renglón.

Hoy, sindicalizados de la Sección 37 del SNTE mantienen su segundo día de protestas por la falta de pago para sus compañeros jubilados. Para salir del bache, Issstecali requiere una inyección de 2 mil 200 millones de pesos que no se sabe a la fecha de dónde saldrán.

No nada más este gremio está sin pago; también el Colegio de Bachilleres y el Cecyte, así como empleados del Poder Judicial y otras áreas que cada día están reportando el atraso de sus catorcenas. Se trata de la crisis económica más severa de la historia por la que ha pasado la administración estatal en su historia, la cual, según sus titulares, es responsabilidad del Gobierno Federal saliente, que cerró la llave de recursos extraordinarios para Baja California desde hace mucho.

Para atender los compromisos de pago en materia educativa, el estado ha tenido que utilizar recursos propios, según lo ha declarado el mismo gobernador Francisco Vega de Lamadrid, pero, la situación no era así hace dos años, cuando una inversión millonaria destinada a la educación fue inyectada a Baja California y se utilizó de una manera cuestionable. Tal vez la crisis no se hubiera parado, pero tal vez, sería menos crítica como al momento.

Los baños de oro

Construcciones y reparaciones más costosas de lo común para escuelas en todo el estado fueron presupuestadas por el Gobierno del Estado de Baja California para el 2016, el mismo periodo en el que la Secretaria General de la Sección 37 del SNTE ha señalado un posible desvío de recursos destinados al rescate de los docentes de la entidad.

Baños para jardín de niños que oscilan entre los 858 y 978 mil pesos son incluidos en esta lista emitida por la Subsecretaría de Planeación y Presupuesto de la Dirección de Planeación y Evaluación. Esos costos eran en esas fechas, similares a los de una residencia entera en un fraccionamiento de la zona dorada en Mexicali.

Profesores que trabajan en centros de trabajo donde se realizaron estas obras, se comunicaron a PoderMX para cuestionar el presupuesto invertido en dichas construcciones que a su ver, no pueden costar tanto.

Esta construcción tuvo un costo, según el Gobierno del Estado, de más de 857 mil pesos.

Entre ellas se encuentra la construcción del módulo sanitario del Jardín de Niños “Carmen Serdán”, el cual se ubica en la calle Chiapas número 966, al poniente de esta ciudad. Dicho plantel cuenta con 104 alumnos divididos en 5 grupos, mismos que son atendidos por 12 empleados, entre profesores y personal de apoyo.

Esta obra según el Gobierno del Estado, tuvo un costo de 857 mil 988.37 pesos, costo parecido al valor de una residencia de dos pisos en un fraccionamiento privado de Mexicali, en ese mismo año.

Hace seis meses, la secretaria general de la Sección 37 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación, el SNTE, María Luisa Rodríguez Santoyo, dijo sospechar que el recurso que la federación habría destinado por el Estado para el pago a docentes, pudo haber sido utilizado en otras cosas, como en obras realizadas en escuelas de la entidad.

La dirigente fue invitada del Grupo Madrugadores y en su intervención indicó que entre apoyos financieros, líneas de crédito y aportaciones federales, era mucho el dinero que han entregado para cuestión educativa al gobierno de Francisco Vega de Lamadrid.

Pese a ello, sigue persistiendo en el gabinete estatal el argumento de la falta de recursos para cubrir el rezago a trabajadores interinos y liberar las miles de jubilaciones pendientes.

La profesora Gutiérrez Santoyo indicó en ese momento que eran mil millones de pesos los que se habían destinado al rescate de la educación en Baja California, pero a la fecha no se sabe en qué se gastaron.

Construcciones de lujo

Los baños del jardín de niños “Carmen Serdán”, según el Gobierno del Estado, tuvieron un costo de 857 mil 988.37 pesos.

Docentes de los planteles “beneficiados” con las obras, cuestionan el costo de las mismas.

Dentro del presupuesto para el 2016 el Estado contempló obras como la construcción de un aula didáctica para la escuela “Gabriel Leyva” en Mexicali, con un costo de 572 mil pesos; la construcción de un módulo sanitario en la escuela “Luz María Serradell”, por 858 mil pesos, y dos aulas didácticas para la escuela “27 de Enero”, con un costo de 1 millón 78 mil pesos.

Dentro de la lista de trece páginas destaca también la construcción de tres aulas para la Secundaria “Rafael Ramírez Castañeda”, en Tecate, por un costo de 1 millón 584 mil pesos, y en la escuela “Leona Vicario”, del mismo municipio, se invirtieron 1 millón 78 mil pesos para la construcción de otras dos aulas.

En lo que se refiere a Tijuana, en la escuela “Isabel Martínez González”el Gobierno del Estado presupuestó 572 mil pesos para la construcción de un aula, y en la escuela Secundaria General #102, del mismo municipio, se construyeron cuatro aulas y una escalera, las cuales tuvieron un costo de 3 millones 337 mil pesos.

Docentes consultados por PoderMX en planteles de Mexicali, quienes pidieron el anonimato por temor a represalias, pero cuyos nombres se encuentran en poder de este medio, coinciden en señalar que estas obras evidentemente no tienen el costo que presupuestó la administración estatal.

En ese entonces, PoderMX consultó al Gobierno del Estado sobre las declaraciones de la Secretaria General de la Sección 37 del SNTE. La respuesta no ha llegado, pero la crisis para pagarle a docentes, ya está aquí.

Comentarios

comentarios

Comments are closed.