Manda Federación mil 300 millones para pagar al magisterio

El Gobierno Federal enviará a Baja California mil 300 millones de pesos que serán canalizados que serán utilizados “para atender temas del sector educativo”, según lo confirmó el gobernador de la entidad, Francisco Vega de Lamadrid, a través de sus redes sociales.

En un mensaje publicado en su cuenta de Facebook, “Kiko” Vega señala que se trata de una parte del dinero que la federación no envió al Estado para cubrir rubros de educación.

“…hoy se ha logrado que de los 4,217 millones de pesos que la anterior administración Federal no envió al Estado para cubrir rubros de educación, me comunican que estaremos recibiendo a través de la Secretaría de Planeación y Finanzas de Gobierno del Estado, de parte de la actual administración del Gobierno Federal, hasta 1,300 millones de pesos, estos a cuenta del adeudo mencionado, los cuales se canalizarán para atender temas del sector educativo.”, indica en el mensaje.

Antes, temprano, la dirigente de la Sección 37 del SNTE, María Luisa Gutiérrez Santoyo, se había dirigido a los cientos reunidos frente al edificio del Poder Ejecutivo en Mexicali. Les indicó que muy temprano de la federación le habían informado de este anuncio y que esperaba que el Gobierno del Estado lo confirmara.
Pero mientras el pago se concreta, los trabajadores, jubilados, interinos y en activo, se preguntan cómo subsistirán. La desesperación está apoderándose de los profesores. Le piden a su dirigente sindical que se endurezca la protesta, que se apliquen medidas más duras contra el Gobierno del Estado o el Congreso, o contra quien sea el responsable de la crisis en la que se están sumergiendo cada vez más a los trabajadores de la educación, jubilados, activos e interinos..

A las 6:30 de la mañana de este martes 18 de diciembre, la dirigente de la Sección 37 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE), María Luisa Gutiérrez Santoyo, recibió una llamada de la federación informándole que ya se se ha dado la indicación de que se envíe un recurso importante a Baja California para atender los pagos pendientes con el magisterio.

Pero la molestia de los docentes -tanto activos como jubilados- está llegando a su límite. Piden más dureza en la protesta, pero, como dice la líder de la 37, “¡díganme de qué forma podemos hacer más dura esta protesta!”. Gutiérrez Santoyo lamenta que ya hayan pasado tantos días sin que los niños de Baja California estén recibiendo clases, pero concluye que no había otra forma de presionar.

Por eso mañana irán todos a las escuelas, hablarán con los padres de familia, les explicarán en qué van las negociaciones pero sobre todo les darán las gracias por su apoyo, solidaridad y acompañamiento en estas protestas.

La convocatoria es para que el jueves próximo el plantón en las instalaciones del Gobierno del Estado en todos los municipios de Baja California, sea permanente, hasta que la solución a la crisis se refleje en el pago del dinero que el Ejecutivo estatal no ha entregado.

Mientras tanto, 16 mil trabajadores en activo, esos que se paran frente a los alumnos, preparan su clase en casa, administran y mantienen cada plantel educativo, así como 7 mil jubilados, no les queda más que esperar a que se refleje su pago y sobre todo que este momento de horror, como ellos mismos lo califican, ya no se vuelva a repetir.

Gutiérrez Santoyo reitera: esos pagos que no llegan no nada más están afectando a los trabajadores, sino también a toda su familia; es un recurso extra que es esperado durante todo el año para hacer cosas que no alcanzan a cumplir con lo que ganan cotidianamente.

Comentarios

comentarios

Comments are closed.