Delicado, el menor arrollado por camioneta de valores

El menor que, junto a su madre, fue embestido por una camioneta de valores la tarde de ayer sobre el boulevard Santigado Vidaurri, al sur de la ciudad, se encuentra internado en el Hospital General delicado de salud. Así lo informó el subprocurador de justicia de Mexicali Fernando Ramírez Amador, quien apuntó que el niño presenta una inflamación en el cráneo, que es lo que más preocupa al cuerpo médico que lo atiende.

El menor, de ocho años de edad, permanece en el nosocomio con pronóstico reservado, apuntó el funcionario de justicia, quien confirmó que la madre ya fue dada de alta solamente con golpes y raspones que no son de consideración.

De los dos ocupantes de la unidad, uno de ellos fue el consignado por las autoridades como responsable del atropellamiento y el ministerio público se encuentra armando la carpeta de investigación, para lo cual cuentan con 48 horas y determinar la situación jurídica del conductor.

En las primeras indagaciones de los peritos de la Procuraduría General de Justicia del estado (PGJE), se señala que fue falta de precaución del conductor (el detenido) y no haber cedido el paso a la madre y su hijo fue lo que provocó el accidente.

“Es una obligación de cualquier ciudadano que atropelle a alguien brindarle auxilio inmediatamente” apuntó Ramírez Amador sobre el intento presunto de huida de los trabajadores de la empresa de seguridad. La falta de auxilio que realizaron también será tomada en consideración a la hora de formular la imputación por parte del ministerio público.

Sobre los hechos que ocurrieron después del incidente, en que vecinos de la zona que presenciaron los hechos e impidieron que los tripulantes de la unidad huyeran (como parece era su intención), el subprocurador aseguró que no hay denuncia por parte de las corporaciones policiacas municipal y estatal que acudieron al lugar y cuyos oficiales fueron confrontados por ciudadanos que se encontraban en el sitio.

El delito de propiedad ajena, que podría levantarse contra algunas personas que arrojaron piedras contra unidades policiacas, es por querella y ante la falta de denuncia no se iniciaría proceso legal en contra de alguien.

Comentarios

comentarios

Comments are closed.