Este ese el momento en el que agentes de la Policía Municipal rodean el vehículo donde viajan dos de los hoy imputados.

En lo que al parecer se trata de un caso de abuso de autoridad, una video grabación exhibe a dos policías municipales de Mexicali, golpeando a patadas a un detenido, quien fuera acusado junto con otras tres personas, de golpear a un hombre que luego fue arrojado a un dren al oriente de la ciudad. El hombre agredido por los uniformados además fue acusado por éstos de homicidio en grado de tentativa, en contra de uno de sus compañeros.

La prueba presentada ante el juzgado del Sistema de Justicia Acusatorio Penal, además de evidenciar que los policías mintieron al declarar que el ciudadano vapuleado por los patrulleros era quien conducía el vehículo y que había intentado matarlos echándoselos encima, reveló lo que nadie esperaba: una paliza propinada por los uniformados al hoy imputado, al parecer sin motivo alguno.

De manera oficial, la Dirección de Seguridad Pública Municipal de Mexicali indicó que se trata de un caso que está ya en manos de la Procuraduría General de Justicia del Estado y que será esta instancia que determine lo correspondiente.

En la video grabación registrada la cámara de una de las patrullas que intervinieron en el operativo efectuado el pasado 13 de octubre, se aprecia como los agentes persiguen un vehículo compacto a toda velocidad.

En un momento determinado, pasan por donde se encuentra una patrulla estacionada y un policía empuñando su arma, con la cual les hace varias detonaciones.

Después el chofer del vehículo baja su velocidad y es alcanzado por una de las patrullas. Llegan otras más y los agentes de la Policía Municipal hacen descender al chofer del vehículo, quien aparentemente no opone resistencia al arresto, mientras que al copiloto es bajado de manera violenta y golpeado en el suelo por dos patrulleros. Aunque no se aprecia en primer plano el momento en el que es golpeado, sí se observa a los policías pateando “algo” detrás del vehículo en cuestión. Luego el imputado señalaría que había sido víctima de brutalidad policíaca.

El conductor del vehículo es identificado como Manuel Fernando “N”, de 28 años de edad, en tanto que el copiloto es de nombre Onésimo “N”, de 29. A ellos se les acusa junto con otros dos hombres más señalados como supuestos cómplices, de haber golpeado y “encajuelado” a Juan Leobardo, de 48 años de edad, para luego arrojarlo a un dren, el pasado 13 de octubre, en la zona oriente de Mexicali.

Mientras el chofer desciende por su propio pie del vehículo, mientras que del otro lado el copiloto es sometido a patadas.

Además a Onésimo uno de los policías le acusó de homicidio en grado de tentativa, pues en su reporte afirmaron que él iba manejando el vehículo en fuga y que con éste lo había intentado atropellar. Por el contrario, en la video grabación entregada por la misma Dirección de Seguridad Pública Municipal de Mexicali, se muestra que el chofer -que es Manuel Fernando y no Onésimo- evade a un policía que, parado cerca del camino en el cual se desarrollaba la persecución, activa su arma contra de ellos.

De esta forma, los abogados defensores demostraron que no es Onésimo el que iba manejando, como los agentes aseguraron, que el chofer del vehículo no hizo el intento por atropellar a algún policía, y sobre todo un aparentemente abuso de autoridad.

En la persecución un agente activa su arma contra el vehículo en fuga.

Durante los alegatos, se exhibió también ante la Juez de control que el vehículo de los ahora imputados presentaba catorce impactos de bala hechos por los agentes municipales durante la persecución. Además el delito que se les imputaba pasó de homicidio en grado de tentativa a lesiones calificadas.

Luego del arresto registrado al oriente de la ciudad, los imputados fueron internados en las instalaciones del Centro de Detención Provisional a disposición del Juez de Garantías, en donde actualmente se desahoga el caso.

Mientras el chofer sale del vehículo, policías patean al copiloto.

VIDEO:

Facebook Comments