Desalojo de campamentos fue por salud: Gobierno del Estado

El desalojo de los dos campamentos que se mantenían en las afueras del Centro de Gobierno estatal, la noche de este martes, fue en atención a una alerta sanitaria pues a dos años de su instalación ofrecían un serio riesgo para la salud de quienes ahí se encontraban y también para quienes acudían a realizar diversos trámites, afirmó esta noche el vocero del Ejecutivo de Baja California, Raúl Reynoso Nuño.

“Durante este tiempo han venido detectando presencia de garrapatas, heces fecales…estaban en completo estado insalubre y constituían un riesgo de salud”, señaló vía telefónica el Director de Comunicación Social del gobierno estatal.

Fue la noche de este martes cuando personal del Gobierno del Estado destruyó esta noche el campamento de activistas que desde hace dos años se mantenían apostados en ese lugar.

Activistas cuestionan el motivo por el cual derribaron su campamento. FOTO: Cortesía Mexicali Resiste.

Flanqueado por policías estatales y cargadores, los funcionarios ordenaron destruir la construcción levantada con estructura metálica, cartón de yeso y lonas, para luego subir el fierro y diversos artículos que se encontraban en el interior de dompes que se estacionaron cerca del lugar.

Reynoso Nuño aseguró que no el desalojo no obedeció a ninguna situación relacionada con coartarles a los manifestantes su derecho a expresarse o a manifestarse; insistió en que fue un asunto meramente de salud el que movió al Ejecutivo a retirar los campamentos.

A la llegada de los trabajadores del estado, rápido se corrió la voz y comenzaron a llegar activistas al lugar que era destruido, aprovechando que solamente había una guardia en el lugar en ese momento. León Fierro, Diana Gabriela Aranguré y Tania Gallaga, entre otros voceros de Mexicali Resiste, comenzaron a cuestionar al funcionario sobre el sustento legal que tenían para retirar el campamento por la fuerza, con la presencia de la Policía Estatal Preventiva como medida disuasiva.

Mientras algunos activistas transmitían en vivo por Internet lo que sucedía, algunos otros comenzaron a bajar la estructura metálica que ya habían subido a los camiones de carga, reclamando que lo que intentaban hacer era robarla.

Esta madrugada de miércoles, algunos manifestantes permanecían en las afueras del centro de gobierno.

Comentarios

comentarios

Comments are closed.