Un burdel en Irlanda renta un robot sexual por €100 euros la hora

Un robot de silicon con esqueleto de metal está siendo ofrecida en Irlanda por 100 euros la hora y 50 euros la media hora, y prometen la mejor experiencia sexual con una muñeca.

Desde que “Passion Dolly”, llegó al burdel en Dublín hace menos de un mes, docenas de hombres la han visitado. La muñeca pesa 8 kilos, le adornan un par de senos de 32E y responde a las vibraciones moviéndose como una humana.

En un reportaje la semana pasada, la Fundación para Robótica Responsable dijo que los androides sexuales serán cada vez más comunes en los próximos 10 años.

Algunos científicos han advertido que existe el peligro de que los robots sexuales puedan llevar a un decremento en las relaciones interhumanas reales, y que  pudieran llevar a la deshumanización de niños y mujeres.

Comentarios

comentarios

Comments are closed.